solo título
Azpúrua,   Ramón
San Carlos (Edo. Cojedes) 1811 —
Caracas 17.4.1888

Historiador y político. Hijo de José Ramón Azpúrua y de Josefa Antonia Berbén. A los 3 años de edad quedó huérfano de padre. Algunos de sus biógrafos apuntan que recibió una esmerada educación mientras que otros lo consideran un autodidacta. A muy temprana edad, 17 años, se inició en la administración pública como secretario de la Comisión General de la Alta Policía de Carabobo. En 1832 era administrador principal de la Hacienda Pública en la provincia de Carabobo y en 1835 se desempeñaba como comisario de guerra de las fuerzas constitucionalistas. Entre 1832 y 1842, ejerció varios cargos municipales y nacionales en Valencia, entre ellos destaca el de vocal del tribunal de esa ciudad. En 1842, fue elegido diputado al Congreso Nacional por la provincia de Carabobo. Desplegó una intensa actividad en procura de la donación al municipio de Valencia del antiguo Cuartel de Artillería para destinarlo a la construcción del mercado de la ciudad; obra en la cual participó directamente junto con el arquitecto polaco Alberto Lutowski (1843). En 1846 defendió en el Congreso el decreto que facilitaba recursos económicos para el mejoramiento de la infraestructura vial, específicamente para continuar la construcción de la carretera entre Valencia y Puerto Cabello (1842-1848). En las sesiones legislativas de 1845 y 1846 se distinguió en los debates sobre el proyecto del Instituto de Crédito Territorial, que buscaba facilitar préstamos a largo plazo y bajo interés para agricultores y ganaderos. Se retiró del Congreso Nacional en 1847, y al año siguiente emprende junto con Lutowski, la construcción del acueducto de Los Cocos en Valencia, que abastecía de agua potable a la ciudad y el cual fue inaugurado en 1858. Participó en el concurso para el proyecto de construcción del mercado de Caracas (1853) y aunque lo ganó, la obra no fue realizada. El 11 de enero de 1854, el presidente José Gregorio Monagas lo nombró encargado de negocios en Washington. Allí, además de las labores inherentes a sus funciones, se encargó de la adquisición de buques para la Marina venezolana, así como también de cañones y pólvora para enviar a Venezuela, y de mantener cierta vigilancia sobre las actividades de José Antonio Páez, para entonces exiliado en aquel país. Estableció un canje bibliográfico entre Estados Unidos y Venezuela, fomentó el comercio, comunicó al gobierno medidas sanitarias para evitar la propagación del cólera, durante la epidemia que empezaba a desatarse en Caracas y trató, infructuosamente, de obtener el financiamiento necesario para el desarrollo de ferrocarriles en el país. Hacia fines de 1854, regresó a Venezuela. En 1855 comenzó su labor histórica, conjuntamente con el sacerdote José Félix Blanco, en la recopilación de los Documentos para la historia de la vida pública del Libertador, en 14 tomos, obra conocida como la Colección Blanco y Azpúrua, fundamentada en la ya existente de Yánez y Mendoza. Este trabajo constituyó un enorme esfuerzo de catalogación, revisión y ordenación documental. Paralelamente, Azpúrua prosiguió con sus actividades públicas y en 1869, fue nombrado ministro interino de Crédito Público, tocándole negociar un empréstito con el comercio de Caracas. El 27 de enero de 1870, es designado ministro de Hacienda, posición a la que renuncia al poco tiempo, al no lograr conseguir dinero para el ejército «azul», que se preparaba para enfrentar al general Antonio Guzmán Blanco. Al triunfar este último, Azpúrua se ve obligado a exiliarse, junto con su familia, a Curazao. En enero de 1871, regresa a Venezuela y a pesar de su participación en el gobierno «azul», en octubre de 1872, Guzmán Blanco solicita su colaboración para trabajos históricos, y le confía además en 1873 la refacción de las calles de la capital. El 6 de julio de 1875, él Ilustre Americano, en un gesto de reconocimiento para la labor histórica emprendida por José Félix Blanco y Ramón Azpúrua decreta que se proceda «... a la impresión y publicación de la obra Documentos para la historia de la vida pública del Libertador de Colombia, Perú y Bolivia. Cubriéndose los gastos por el Tesoro Nacional...», la obra se publicó entre 1875 y 1878. En el bienio del gobierno de Francisco Linares Alcántara (1877-1879) se publicó la obra fundamental de Azpúrua, Biografía de hombres notables de Hispanoamérica, en 4 tomos. En 1880, fue nombrado inspector de obras públicas, y ascendido, el 29 de marzo de 1881, a ministro de Obras Públicas. Su gestión administrativa coincidió con la expansión y renovación de la ciudad de Caracas: el palacio de Exhibiciones; el balneario de Macuto; el parque de Los Caobos. El servicio telefónico entre Caracas y La Guaira corresponde a su período ministerial, así como también las obras ejecutadas para el centenario del nacimiento del Libertador (julio 1883), entre ellas la inauguración del ferrocarril Caracas-La Guaira, al igual que la inauguración de la iglesia de Santa Capilla, construida en sólo 90 días y gracias a sus esfuerzos.

Autor: Mireya Sosa de León
Bibliografía directa: Azpúrua, Ramón. Anales de Venezuela: documentos para la historia de Venezuela desde el año de 1830, puesto en orden cronológico, con adiciones y notas de referencia. Caracas, 1877;--. Apuntes para la historia. Caracas: s.n., ¿1848?;--. Biografías de hombres notables de Hispanoamérica. 2a ed. Caracas: Ediciones Mario González, 1984. 4 vols.;--. Biografía del general Jacinto Lara, ilustre prócer de la independencia de Venezuela. Barquisimeto: Imprenta Escobar, 1881;-- y José Félix Blanco. Documentos para la historia de la vida pública del Libertador. 2a ed. Caracas: Ediciones de la Presidencia de la República, 1978-1979. 15 vols.;--. Leonardo Infante: 1795-1825: proceso de ejecución: Bogotá 1825. Valencia: Universidad de Carabobo, 1972;--. Mercado público de Caracas. Caracas: Imprenta de Domingo Salazar, 1853;--. Síntesis biográfica del general Santiago Marino. Caracas: Junta Pro-Centenario del General Santiago Mariño, 1954.
Iconografía: Fotografía, Primer libro venezolano de literatura, ciencias y bellas artes, Caracas, El Cojo, 1895; reproducción: Uslar Pietri, Arturo, Cuéntame a Venezuela, Caracas, Editorial Lisbona, 1981.
Volver al tope
desarrollado por iKels